Los Tigres de Ciego de Avila y el año que no pudo ser en la pelota cubana

Avatar of staff el fildeo
Los tigres de ciego de avila y el año que no pudo ser en la pelota cubana
Los Tigres de Ciego de Avila y el año que no pudo ser en la pelota cubana

Antes de empezar este Serie 60 muchos creían que los Tigres de Ciego de Avila podrían tomar un segundo aire en la pelota cubana.

Luego de la salida de Roger Machado, la entrada de Yorelvis Charles a la dirección del equipo llenó de esperanzas a muchos fanáticos que esperaban retomar la senda victoriosa en este torneo.

La fusión de jugadores jóvenes y talentosos como, Yudier Rodriguez junto a los establecidos, Yorbis Borroto, Raúl Gonzalez, Abdel Civil, Ruben Valdés y Humberto Morales; esa fusión les otorgaba en teoría una solidez ofensiva como pocos equipos en la Serie Nacional.

Si a ello le sumamos la presencia de lanzadores probados en este béisbol como Yander Guevara, Vladimir Garcia y Dachel Duquesne, era imposible no ver a los Tigres entre los primeros del campeonato.

Pero como se comenta, el terreno dice la última palabra y si bien es cierto que el covid 19 ha lastrado las opciones de los avileños, pues han jugado buena parte del certamen como visitantes, también es un hecho que nunca el elenco ha podido encontrar su forma óptima.

Ya la temporada está entrando en su recta final y si bien Ciego ahora mismo muestra su mejor cara, veinte juegos no representan una cifra importante para aspirar a una remontada.

El equipo ha regalado momentos trascendentes como los no hit no run de Arnaldo Rodriguez y de Luis Marrero, dos de las notas agradables este año.

De igual modo el rendimiento del ya mencionado Yudier Rodriguez, un talentoso pelotero que apunta en grande de cara al futuro; el rendimiento de Yudier es otro de los aspectos positivos.

Al mismo tiempo, la entrega del veterano Yoelvis Fiss es algo digno de admiración, pues el experimentado jugador, a sus 43 años lo ha dado todo para el equipo de sus amores.

El director Yorelvis Charles siempre ha reiterado la buena preparación que han hecho e incluso este punto de la Serie tal parece que el fuerte entrenamiento empieza a reflejarse ya que es otra la cara mostrada en los partidos.

Estimados lectores, entre lesiones, bajos rendimientos y otras circunstancias adversas como las mencionadas, las posibilidades de los Tigres de regresar a la cúspide del béisbol cubano tendrán que esperar a la Serie 61.

Por ahora solo resta esperar y ver como termina la historia en esta Serie 60.

Related Posts