El primer Thursday Night Football de la NFL se lo llevaron los Cleveland Browns en contra de los Cincinnati Bengals, en un juego bastante entretenido, el marcador favoreció a los Browns, donde un error de los Bengals marcó el rumbo del encuentro y el esfuerzo de Joe Burrow se quedó corto.

La semana dos se jugó en el FirstEnergy Stadium casa de los Cleveland Browns, en un juego donde solo 5 puntos fueron la diferencia, es decir los Bengals se quedaron a una serie de poder empatar el encuentro.

La ofensiva de los Browns se vio imparable, consiguiendo puntos en casi todas sus posesiones, la jugada que pudo haber marcado el rumbo, sucedió temprano, el marcador apenas era de 7-3 pero la ofensiva de los Bengals, marchaba bien y se veía que podían acercarse o incluso remontar.




Pero sucedió la tragedia, Joe Burrow se da cuenta de que se le esta terminando el reloj de jugada y hace la seña para pedir tiempo fuera pero ¡oh! sorpresa su centro Trey Hopkins le manda el balón a Joe para así perder al rededor de 20 yardas en una jugada que incluso pudo haber terminado con puntos para los Browns.

Burrow terminó con 37 pases completos para 316 yardas, en 61 intentos, con 3 pases de anotación.

Esos 37 pases completos se convirtieron en el mayor número para un novato en la historia de la NFL y los 61 intentos lo convirtieron en el segundo novato con más intentos en un juego en toda la historia de la liga.

Sin duda alguna los Bengals tuvieron más oportunidades para acercarse o darle la vuelta al marcador pero su defensa se vió realmente mal parada, igual es de destacar que Myles Garrett forzó un fumble, dejando el balón en la yarda 1.






Show Player