En su curriculum de MLB, Theo Epstein tiene haber terminado con las dos maldiciones más famosas del béisbol: la de Red Sox y la de Cubs; ¿es los que necesitan los Mets para terminar su sequía?

Desde 1986 los Mets no se hacen de la Serie Mundial y aunque hasta donde sabemos no pesa sobre ellos ninguna maldición sobrenatural como la del Bambino o la de la Cabra, 34 años sin campeonatos son mucha carga ya en el ánimo de los fans.

Es lógico pues que la llegada del multimillonario Steve Cohen se perciba entre los fanáticos como la oportunidad de dejar atrás “la Maldición de los Mets“. Claro, si el resto de los dueños de MLB aprueban su oferta por los Metrepolitanos de más de $24 billones de dólares y si, después, cohen está dispuesto a hacer cambios de fondo.




El más natural de esos cambios parece la salida del caótico y conflictivo Brodie Van Wagenen, responsable de algunos de los peores contratos en la historia de la franquicia y de la percepción general de que “todo le puede pasar a los Mets“.

¿Quién sería el candidato ideal para remplazarle?

¿Qué les parece el responsable de los Red Sox del 2004 y 2007 y los Cubs del 2016?

Theo Epstein, con esos antecedentes, es obvio la primera opción siempre que se considera a un gerente capaz de terminar con largas rachas sin titulos de MLB. Pero también la primera opción para una franquicia del calibre e historia de los Mets.

¿Lograrán convencerle de dejar Chicago?

Todavía falta mucho, pero la posibilidad esta ya sobre la mesa.

 



Show Player