Desde que se creo el sistema divisional de la MLB (en 1969), nadie ha tenido una campaña más difícil que la que tendrán los Marlins de Miami.

Nadie esperaba mucho de los jovenes Marlins, una franquicia en plena reconstrucción, plagada de talento joven, pero que todavía tiene un par de años por delante antes de aspirar a post-temporada en una división (además) dificilísima con Mets, Bravos, Phillies y Nacionales.




Para complicar aún más las cosas, los ajustes en el calendario les obligará a jugar 20% de sus juegos contra la División Este de la Liga Americana con Yankees, Boston, Tampa, Orioles y Blue Jays.

Haciendo cuentas, pues, Marlins se enfrentarán en 86.7% de sus juegos contra franquicias arriba de .500 en la temporada 2019.

Mala suerte, lo que le sigue, ¿no?

La peor marca en este sentido era de los Padres del ’70 que tuvieron la desdicha de enfrentarse a equipos que habían terminado la temporada anterior arriba de .500 en 85.2% de sus juegos.

Obviamente los Padres no calificaron en aquella oportunidad a los playoffs.

¿Lograrán los Marlins reponerse al destino adverso?




Aquí el calendario maldito de los de Miami:



Show Player