El jardinero dominicano de los Atléticos de Oakland Ramón Laureano lo volvió a hacer y le salvó el no hit no run en las Grandes Ligas a su compañero Mike Fiers.

En el béisbol parece haber una regla no escrita de que en cada no hit no run que se lanza tiene que haber al menos una jugada que salve el mismo.

Y en esta oportunidad le tocó a Ramón Laureano, quien no sólo ha demostrado el poder de su brazo derecho desde el jardín central de los Atléticos de Oakland sino también con atrapadas espectaculares como el robo de HR a Joey Votto de los Rojos de Cincinnati (enlace por si no se despliega el vídeo) la noche del martes 7 de mayo de 2019 para salvar el no hit no run de su compañero Mike Fiers.

Así que Mike Fiers no sólo le des las gracias a Dios y sino también a Ramón Laureano.

Y si es complicado lanzar un no hit no run en las Grandes Ligas, imagínense dos como Fiers historia pura.