Siempre escuché entre las armas de los caraquistas en las interminables discusiones beisboleras el nombre de Lenny Yochim como el verdugo del Magallanes. Un 8 de diciembre de 1955 en el estadio Universitario se había montado en el montículo para maniatar a los Navegantes de manera tal que solo se le embasaron dos corredores por boleto. Había que callar y reconocer. El zurdo había derrotado a Ramón Monzant y a una alineación donde destacaban Camaleón García, Rocky Colavito, Norman Larker. Se trataba del primer juego de no hit no run en LVBP, cada vez que se desempolvaba el episodio me sentaba a detallar el momento histórico. Yochim terminó esa temporada (1955-56) con marca de 5-5, 98.2 innings de labor, 25 ponches, 52 boletos y 3.01 de efectividad. La temporada anterior había vestido la camiseta magallanera y dejó estos guarismos: 5-1, 50.2 innings, 16 ponches, 28 boletos y 2.68 de efectividad.  En el campeonato rotatorio de 1953-54 jugó para Gavilanes (1-4, 21 innings, 4 ponches, 15 boletos, 6.86 de efectividad ) y Caracas (6-4, 85 innings, 53 ponches, 45 boletos, 3.60 de efectividad). Su mejor campaña en Venezuela ocurrió en la temporada 1952-53. Con el Vargas dejó marca de 12-6, 145.1 innings, 50 ponches, 72 boletos, 3.78 de efectividad.

Hace unos días reviví toda la efervescencia de la echadera de broma entre caraquistas y magallaneros cada quien con sus grandes logros y los hechos específicos a que recurren para nivelar la balnza. En medio de la lista necrológica de peloteros 2013  encontré con sorpresa que Yochim había fallecido el 11 de mayo de 2013 en River Ridge, Louisiana. Intenté imaginar como habría sido aquel juego del 8 de diciembre de 1955 en el estadio Universitario. La concentración del hombre que había nacido el 16 de octubre de 1928 en Nueva Orleans y la desesperación de los seguidores magallaneros por batear el imparable que rompiera el hechizo. ¿Cómo habría sido aquel noveno inning? Con ganas de aplaudir y a la vez de llorar. ¿Cómo habría corrido Yochim hacía el dugout  para evitar a los aficionados que saltaron al terreno para levantarlo en hombros?

 Había empezado su carrera en Ligas Menores de manera impresionante. En 1947 dejó marca de 20-6 y 3.25 de efectividad con el Iberia Clase D de la  Evangeline League. 

Ese 1947 Yochim estuvo en el campo de entrenamientos primaverales de los Pelicans de New Orleans, el equipo con quien había firmado para jugar beisbol profesional, en un juego de exhibición ante los Medias Rojas de Boston, campeones vigentes de la Liga Americana, el primer bateador ante quien Yochim se enfrentó, fue un tal Ted Williams, las manos y las piernas le temblaban hasta que se dijo, “Vamos Lenny, si no te relajas puedes golpear a Williams y el manager te puede dejar varios días sin lanzar”. Yochim terminó obligando a Williams a roletear por primera base. 

  Un jardinero de los Pelicans, Nolan Vicknair, recuerda a Yochim: “Lenny era un tipo grande, podía batear muy bien. Nuestro manager lo ponía a jugar primera base cuando no pitcheaba”. Al revisar las estadísticas del New Iberia, se comprueba que Vicknair tenía buena memoria, esa temporada Yochim bateó para .343 con siete jonrones. Vicknair también recuerda que a Yochim le gustaba bromear en los viajes de autobús.

Desde 1948 hasta 1954 Yochim lanzó todas o parte de cada temporada con el equipo de su ciudad los Pelicans de New Orleans. En medio de ese lapso tuvo dos breves apariciones en Grandes Ligas con los Piratas de Pittsburgh. En 1951 Yochim hizo dos aperturas en septiembre con Pittsburgh, incluyendo una victoria 6-5 ante Jim Wilson y los Bravos de Boston en su debut, a pesar de conceder 8 boletos. Desafortunadamente no pasó del segundo inning en su segunda salida de la temporada ante Cincinnati.

 En las próximas dos temporadas, Yochim ganó 25 juegos con New Orleans, pero no volvió a las mayores hasta 1954, cuando lanzó un total de 10 juegos con los Piratas, todos como relevo a excepción de uno. Su última aparición ocurrió el 19 de junio cuando permitió tres carreras en tres innings de relevo en una derrota 11-2 ante los Bravos de Milwaukee. En el séptimo inning incurrió en 3 wild pitches, lo que igualó una marca de la Liga Nacional.

En 1994 recibió el premio Scout of the Year en el MedioOeste, entre sus firmas están Craig Reynolds, Stew Cliburn y Mike Walker.

Aun imagino los aplausos y la atmósfera de competitividad en el estadio Universitario aquella noche decembrina de 1955.

Alfonso L. Tusa C. 05 de febrero de 2014.




 

 



Show Player