Aún impactado y sorprendido por la muerte del lanzador dominicano Eulogio Frankie de la Cruz, así recuerdo al famoso y popular Pechito, Pecho de Paloma.

A Frankie de La Cruz lo recuerdo desde que fue anunciado como importado de los Navegantes del Magallanes para la temporada 2017-2018, la del centenario de los turcos en la Liga Venezolana de Béisbol Profesional (LVBP), donde fue el as y el caballito de batalla de la rotación de pitcheo abridor de los eléctricos en aquel entonces dirigido por Omar Malavé, quien sería su mánager con los Algodoneros de Unión Laguna en la temporada 2021 de la Liga Mexicana de Béisbol (LMB), donde estaba planeado como uno de los pitchers refuerzos extranjero a repetir.

Con Frankie de La Cruz pude conversar dos veces en 2018, primero cuando vino con los Saraperos de Saltillo a la Ciudad de México (CDMX)  al estadio Fray Nano para jugar una serie ante los Diablos Rojos de México y después en el mismo lugar y escenario, pero jugando para los Diablos, a continuación parte de las mismas:

El grito de “Pechito”, por parte de uno de los trabajadores de los Saraperos de Saltillo, equipo de la Liga Mexicana de Béisbol (LMB), anunció la salida de Eulogio De La Cruz, mejor conocido como Frankie De La Cruz (lo cual nos hace recordar al ex cantante puertorriqueño Frankie Ruiz) en el mundo del béisbol, al igual que su particular voz con acento dominicano, con el cual saludó, incluso antes de solicitarle la entrevista, para la cual aceptó de inmediato a pesar de estar por arrancar la práctica antes del juego.

Eulogio sugirió hacerla fuera del dugout, a pesar del clima de lluvia que amenazaba con caer sobre la Ciudad de México y en el terreno del Fray Nano, pero el popular “Frankie”, se sentó sobre la barda que divide desde la caja de coach de primera base y hasta la preferencia del jardín derecho en la casa de los Diablos Rojos del México y comenzó a lanzar envíos verbales como los que hace desde la lomita.

Y nos comentó, incluso sin inmutarse por el típico asedio y bromas entre los peloteros cuando entrevistan a unos de sus compañeros, de la LMB hasta del origen de sus apodos, pasando por Venezuela y su travesía con los Navegantes del Magallanes, la cual hasta ahora repetirá en la campaña 2018-2019, de la Liga Venezolana de Béisbol Profesional (LVBP), junto con su compatriota Jesús Valdez, como en la 2018-2019, el detalle la suspensión de 25 juegos del popular “Cacao”.

Coméntanos de la salida del juego de anoche (miércoles 4 de abril de 2018).

Pienso que fue un juego muy bueno, no tuve la suerte de ganarlo, salí a la séptima entrada y dejé dos corredores en bases que bajaron la carrera, pero fui atacando los bateadores, no se dio el resultado, pero estoy bien gracias a Dios.

Otro año más en la LMB.

Aquí estaré hasta que me boten, de aquí me retiro. La liga mexicana para mí es como las Grandes Ligas porque hay bateadores que tienen experiencia tanto los mexicanos como los extranjeros, nunca la he menospreciado para mí es una liga fuerte y ya después de aquí no jugaré más.

¿Qué te parecen los dos torneos en la LMB 2018?

Lo veo bien, ahora son menos juegos, hay que trabajar más rápido, ganar juegos más rápidos, durante los dos torneos si las cosas se hacen bien podremos llegar ahí.

¿Consideras que el béisbol es el mismo en México, Venezuela, Estados Unidos y República Dominicana, entre otros países?

Para mí es lo mismo porque en todos los lados hay bateadores inteligentes tanto como en Grandes Ligas, Dominicana, México, Venezuela, es béisbol y en el béisbol el que menos piensas te da un tablazo.

Hablando de Venezuela, cuéntanos de tu experiencia con los Navegantes del Magallanes en la campaña 2017-2018.

Fue muy bien, empecé bien, gané cinco, pero después tuve que pararme ya cansado de mi brazo, después que me fui de aquí (México), tiré muchos innings, entonces me cansé y no piché más, se juega buena pelota, se batea mucho. Mi brazo ya no aguantaba más, sí tenía la velocidad, pero no podía localizar los picheos donde quería, estaba pichando atento a fuerza y creo que si seguía así me podía lastimar, entonces decidí pararme.

¿Ya hay contactos para repetir con los Navegantes en la 2018-2019, te ha informado algo la gerencia del Magallanes hasta ahora?

Pues hasta ahora me dijeron que sí volvía con ellos, tanto yo como mi colega “Cacao” (Jesús) Valdez, estamos en la lista de ellos, no sé si cambie algo más adelante, pero Gracias a Dios estoy bien y si estoy saludable puedo pichar.

¿Recuerdas cómo cuando, donde, por qué y quién te colocó los apodos: “Frankie” y “Pechito”?

Fue un nombre (Frankie) que me pusieron cuando llegó Jim Leyland a Detroit (Tigres), porque para él era muy difícil decir Eulogio mi verdadero nombre, entonces ese nombre se creó y hasta ahora se ha creado en el mundo entero porque todo el mundo me llama “Frankie”.

Lo de “Pechito”, fue en Dominica, me decían primero “Pecho de paloma”, y después “Pechito”, para allá y para acá, hasta que todo el mundo me llama así ahora.

Tu mensaje para la fanaticada.

Le mando un saludo a la fanaticada de todos los países donde se juegue béisbol, sin ellos no podemos estar, ellos son parte de nuestra familia también.

Frankie De La Cruz, lanzador dominicano consiguió un nuevo chance en la Liga Mexicana de Béisbol (LMB), con los Diablos Rojos del México, después de sorpresivamente ser dejado libre por los Saraperos de Saltillo, antes de su estreno con los escarlatas, el cual se produjo la noche del viernes 3 de agosto de 2018 ante los Piratas de Campeche, donde el derecho se fue con cinco y dos tercios lanzados, dejando el juego ganando 4-2, pero se fue sin decisión, ya que los filibusteros empataron a cuatro posteriormente y el juego se fue hasta 16 actos donde los pingos ganaron 5-4.

El primer picheo que tiró el diestro en la plática fue un strike al comentar que está “Agradecido por otra oportunidad, ya que esté año estuve batallando un poquito en Saltillo”, y no evade ni se esconde de la responsabilidad ni siente ni tiene rencor ni resentimiento hacia su ex equipo, al decir: Estábamos mal todos desde el primer torneo. Para el segundo torneo me dejaron libre, no tengo queja de ellos.

El popular pechito, contó como casi no llega al infierno ni se convierte en diablos “Los Diablos me llaman cuando ya iba para mi casa, ya faltaban horas para montarme en el avión”.

Para De La Cruz: Quizá coger un espacio y no pensar en pelota puedes recuperar la confianza. Ya que considera que la pausa entre los dos torneos de la LMB en 2018, le hizo mala “porque ya venía cogiendo el ritmo, los últimos cinco juegos los piché súper bien, pero nos paramos un mes”.

Hablando de los planes futuros a corto plano de Frankie, después de acabar con los rojos, están los de jugar otra vez en invierno en Venezuela, con los Navegantes del Magallanes, de quienes mencionó: Estuve hablando con la gente de Magallanes, me dijeron que me habían metido en la lista de reserva de los protegidos, que no me hablen de precio que voy a Venezuela como sea.

Pechito de paloma como también le dicen, considera que con los turcos: Este año va a ser bueno, el año pasado me paré en diciembre porque ya estaba cansado, este año como no he pichado mucho, no he tirado ni 80 innings.

Para terminar la conversación como si se tratara de un bateador como los que está acostumbrado a pasar, y celebrar al mejor estilo dominicano, De La Cruz sacó el pecho literalmente de orgullo y comentó: Muy orgulloso de Vladimir Guerrero, que nos tiene en alto, él, Pedro (Martínez) y Marichal (Juan), son los tres dominicanos que tenemos en el Salón de la Fama ahora, y todo el mundo quiere a Vladimir, es un hombre demasiado querido en dominicana. Beltré (Adrián) tiene los números para ser Salón de la Fama, creo será el próximo. Son fenómenos los que están ahí.

La última vez que vi y hablé personalmente con Frankie de la Cruz fue después del juego 6 de la Final de Zona Sur 2018, recuerdo que llevaba la gorra “militar” de los Diablos y el bolso del centenario de los Navegantes del Magallanes, quedamos en vernos en los días siguientes antes de que se fuera República Dominicana lo que no se dio, pero seguimos en contacto hasta que lanzó con las Águilas del Zulia en la temporada 2018-2019 de la LVBP, ya que la serie entre los Algodoneros y los Diablos en la temporada 2019 de la LMB fue suspendida por contingencia ambiental en la CDMX y la temporada 2020 cancelada por la pandemia de coronavirus (COVID-19), descansa en paz pana pechito.

Imagen de Adriana Gallardo @adrianapez en Instagram síganla.




 

 



Show Player